anuncio

El tamaño que sí importa en el sexo

El tamaño que sí importa en el sexo

En el acto sexual entran en juego procesos complejos que se dan en el ámbito de lo mental y lo espiritual, aparte de las sensaciones físicas que se perciben. ¿Nunca has oído a alguien diciendo que no puede tener sexo con alguien de quien no está enamorad@? Y viceversa, ¿que no disfruta el sexo si está implicad@ sentimentalmente? Bueno, por esto es necesario tener en cuenta que cada encuentro es único, pero no vamos a escribir un artículo naïve más al respecto, así que sigue leyendo (sólo si aceptas que existen opiniones distintas a la tuya).

En la actualidad el flujo constante de información acerca del sexo y el bombardeo mediático parecen hacernos olvidar de que no son más que opiniones o creenciaslo que se nos da a consumir. El problema comienza cuando estas creencias son condenatorias o alaban en demasía el papel que tiene el acto sexual en la vida de las mujeres y la construcción de su personalidad.

Desde que comenzamos a escribir acerca del comportamiento femenino, nos topamos con los temas típicos de parte de quienes nos preguntaban sobre qué escribíamos y lo que más saltaba en las conversaciones es “El tamaño ¿importa o no?” y sinceramente es un tema sobre el que hay mucha tela para cortar.

En un principio, me negaba a hablar del tema, pero luego dije “¿por qué no hablar de por qué no tengo ganas de hablar de eso?” No, no es por vergüenza ni mucho menos, sino porque ¡¡detesto la forma en que las revistas, blogs, opiniones de famosos/as nos condicionan respecto del sexo!!

En un principio, me negaba a hablar del tema, pero luego dije “¿por qué no hablar de por qué no tengo ganas de hablar de eso?” No, no es por vergüenza ni mucho menos, sino porque ¡¡detesto la forma en que las revistas, blogs, opiniones de famosos/as nos condicionan respecto del sexo!!

La pornografía contribuyó sin dudas a darnos ideas (generalmente falsas) acerca de que el sexo se disfruta si y solo si se poseen ciertas características físicas (¡que la mayoría no poseemos!). Llegado el punto en que muchos hombres se sienten ofendidos si se enteran de que su pareja mira pornografía (sí, chicos, las mujeres también miran porno), y es porque imaginan que sus penes serán comparados con esos penes enormes de las películas, cuando la mayoría de las veces pensamos en realidad: “…no lo envidiaría ni un animal”.

Por otro lado, quien dijo que a las mujeres les gustan los penes enormes debe haber sido el mismo hombre que dijo que a las mujeres NO les gustan los penes enormes. No, no me estoy contradiciendo, es que la calidad del hombre en la cama no tiene directa proporción con el tamaño de su pene.

Si vamos a lo anatómico, se necesitan solo 7 cm’s de pene erecto para efectuar la fricción que se necesita para estimular las terminales nerviosas del llamado “punto G” femenino. Además, según las estadísticas, solo el 20% de las mujeres alcanza el orgasmo por la penetración, contra un 80% de orgásmicas clitoreanas. Así que en lugar de conversar del tamaño del pene, probablemente deberíamos hablar de las habilidades linguales de nuestras parejas o pretendientes.

El punto es el siguiente: cuando te gusta una persona, te acostumbras a los genitales que le vinieron de nacimiento. Pero si se altera esta frase, ¿no te suena alocado: “si te gustan los genitales, te acostumbras a la persona que los lleva”? ¡Quizás no! Y puedas decirme: “ese ha sido mi gran error” o expliquemos con esta misma frase la cantidad de separaciones por año de las que hablan los periódicos.

Por eso te pido, a ti, como mujer, que pienses lo siguiente: así como un hombre no es el pedazo de carne en que está pegado un pene, tú tampoco eres el pedazo de carne que rodea a una vagina. El placer es físico, sí, pero también es mental, espiritual y romántico.

Vivimos insertas en una cultura machista en la que el símbolo más importante del poder es el “falo” y se define a la mujer por su carencia del mismo y por su cualidad de envase o receptáculo del mismo (¡HOLA! ¡Los hombres también pueden ser penetrados!). Esta concepción del mundo generó inseguridades y seguridades infundadas, mientras que la experiencia sexual siempre pasó por otro lado aunque culturalmente se nos haya hecho asociarlo de manera errónea.

Un pensamiento aparte: ¿vivimos en un mundo en el que solo se dan relaciones entre hombres y mujeres? Para nada… Deberíamos erradicar esta idea al plantearnos que hay parejas de dos mujeres, es decir: sin pene (no, no a todas las lesbianas les gustan los "juguetes").

Probablemente, si pensamos directamente en la pluralidad de parejas y combinaciones posibles que consuman el acto sexual y obtienen placer, si abrimos nuestra mente para comprender que el sexo tiene otras dimensiones que no tienen que ver con la penetración o el sexo oral, entendamos que, en el cuarto, lo que realmente importa respecto de los tamaños es tener una imaginación enorme y unos prejuicios micro.

Check out Carr&Laura's Profile


8|10
10|6
Carr & Laura es una Influyente en Ell@sSaben

Únete al debate

0/2000

Enviar
anuncio

Ellos Dijeron 6

  • de ley el tamaño no importa yo ley que el punto g se encuentra a 3 o 5 cm de profundidad de ls puertas de la vagin ay que con solo los dedos podemos hacerlas llegar al orgasmo y es verdad lo practique y en serio que funciona y no importa elk tamaño o grosor es el mago con quien se hace la magia y creanme nisiquiera es nesesario la penatracion el principal punto erogeno e sla cabesa asiq amigos primero exiten la cabeza d esas nenas y luego vayan a por ellas

    0|0
    0|0
  • muy bueno! coincido con vos, no creo que yo ni muchos hayan podido hacer que sus novia tengan un orgasmo con la penetración, pero si con el sexo oral y la masturbación. Por eso acepto como soy fisicamente y no me importa el tamaño de mi miembro y a mi novia tampoco je

    1|0
    0|0
  • Muy buen artículo :D ¡Felicitaciones! :3

    2|0
    0|0
  • Muy bueno el articulo, esta padre, y si efectivamente coincido influye algo mas que el "tamaño" para tener una relación satisfactoria, ya que entran más factores antes de la relación sexual, el pre- es una de ellas, el como vayas llevando a tu pareja etc etc por que si también entra en juego la parte espiritual y psicológica no solo corporal saludos!!!

    2|0
    0|0
  • muy buen informe y tiene mucha razón me quede con la ultima frace
    """lo que realmente importa respecto de los tamaños es tener una imaginación enorme y unos prejuicios micro.""

    2|0
    0|0
  • para mi que un 70% si y el otro 30 % no. todo esta en como lo haces y con quien...
    soy hombre asi que no opino mucho jajaja :)

    2|0
    0|0

Ellas Dijeron 10

  • Gracias Caquita, Denes25 y Lobita_G123 es bueno saber que hay más que opinan como nosotras ;)!

    1|0
    0|0
  • Gracias JosueOlimpo! Gran verdad lo de la previa, no ahondamos mucho en eso en el artículo así que muy bueno que lo hayas traído a la superficie!

    1|0
    0|0
  • Gracias Styfmaster! Nos alegramos de que te haya gustado y realmente, esa es la frase que sintetiza todo lo que queríamos decir :)

    1|0
    0|0
  • (Parte3) Aunque sea sin amor, sin amistad, sin ningún vínculo afectivo/emocional, siempre existen múltiples vías de estimular el cuerpo y sentir placer sexual. Para ser más concretas: el sexo no es solo penetración (así como tampoco es solo amor, cité ese ejemplo al principio para dar a entender que había mucho de prejuicios y sentimientos en juego).

    ¡Saludos, mynameiskaren, y gracias por comentar sinceramente! :)

    1|0
    0|0
  • (parte 2) Por eso, con un pene de 2 cm (que ya entraría dentro de lo que es Microfalosomía, característica que comparte un 0,6% de la población mundial masculina) o no, hay otras formas de explotar la sexualidad, tanto femenina como masculina.

    1|0
    0|0
  • (Parte 1) El ejemplo que elegimos sobre un encuentro de lesbianas nos pareció el "más gráfico" a la hora de dar a entender un encuentro "sin pene" (aunque es solo un ejemplo, no una generalización). Respecto de tu duda acerca de si alguna mujer se sintió súper satisfecha con un hombre de pene "corto", sí, absolutamente =D Los hombres también tienen dedos, boca, lubricantes y llegado el caso de que su pareja llegue al orgasmo solo a través de la penetración, pueden comprar cinturones penianos.

    1|0
    0|0
  • Eso quisimos expresar con el artículo, que todo está en cómo y con quién, no en características físicas que la publicidad y el marketing eligen como ideales. ¡Y los hombres son bienvenidos a opinar también! Que muchos sufren también por esos condicionamientos a la hora de quitarse la ropa jaja.

    1|0
    0|0
  • Muy bueno, opino lo mismo, el tamaño no importa, cuando te enamoras, no te enamoras de su pene sino de la persona y cuando te enamoras no te importa si es "grande" o "chiquita"

    2|0
    0|0
  • muy muy bueno... te pone mucho a pensar

    1|0
    0|0
  • Creo que te saliste un poco del tema!! que tenia que ver las parejas homosexuales o las lesbianas con el hecho de que el tamaño del pene importa o no... ahora una pregunta... esta bien quizás vivimos en un mundo machista pero quisiera saber si hay alguna mujer que pueda decir que se sintió súper satisfecha al hacerlo con un hombre que tenia un pene de 2 cm!!, quizás si tiene que ver mucho la cuestión sentimental, pero si hablamos del sexo sin amor?, solo son algunas dudas...

    2|0
    0|0
Cargando…